lunes, 18 de octubre de 2010

Ilusión

Creía estar tocando el cielo con las manos hasta que el mar lo engulló sin remedio.

2 comentarios:

  1. Me gustó, buen micro aunque me quedó la sensación de lector que quedó tirado, no sé si en medio del mar o en medio de la idea; Qué bueno llegar a tu blog! Feliz semana!

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tu comentario, Juan. No quería dejar tirado a nadie. La idea se inspiraba en los que no se dan cuenta que están cavando su propia tumba, en cualquier aspecto de su vida.
    Saludos.

    ResponderEliminar